María Luján Rey, madre de Lucas Menghini, fallecido en la Tragedia de Once, reclamó que se hagan efectivas las condenas a los responsables del siniestro y “los responsables vayan a la cárcel”. Entrevistada en Primera Mañana, a cinco años del accidente que le costó la vida a 52 personas, Rey explicó que en 2015 “se demostró en el juicio que los empresarios corruptos se quedaban con el dinero del Estado para el mantenimiento de los trenes, plata que de uno u otro modo los hermanos Cirigliano le retornaban a los funcionarios”. Pero advirtió que los condenados “están en libertad”.


Compartir